CULTO

3. CULTO

Las prácticas para el reconocimiento de la santidad de padre Leopoldo iniciaron, a nivel diocesano, en 1946. El 1 de marzo de 1974 se emanó el decreto de las virtudes heróicas del Siervo de Dios, y el 12 de febrero de 1976 siguió el decreto sobre los milagros atribuídos a su intercesión.

El Papa Paolo VI lo proclamó beato el 2 de mayo de 1976, en Roma. El Papa Juan Pablo II lo canonizó el 16 de octubre de 1983, en Roma, indicándolo como modelo de los confesores.

Los fieles siguen rezándole en la capilla adyacente a la iglesia deI convento de los Capuchinos de Padua, a él dedicada, y donde reposa su cuerpo desde 1983. La tumba, junto con la celdita-confesonario sobrevividas – según su profecía - al bombardeo que destruyó la iglesia el 14 de mayo de 1944, es hoy lugar de peregrinación. Y peregrino excelente fue, la tarde de 12 de setiembre de 1982, (en el contexto de la visita pastoral a la ciudad de Padua), el Papa Juan Pablo II, que visitò los lugares del ministerio sacerdotal de padre Leopoldo Mandić y permaneció en oración ante la tumba del santo.

La fiesta litúrgica de san Leopoldo Mandic se celebra el 12 de mayo, y tradicionalmente se prepara con una novena de celebraciones en el santuario de Padua. En el mismo lugar se reserva una especial atención a la Semana de oración por la unidad de los cristianos (del 18 al 25 de enero de cada año).

Questo sito o gli strumenti terzi da questo utilizzati si avvalgono di cookie necessari al funzionamento ed utili alle finalità illustrate nella cookie policy Se vuoi saperne di piu o negare il consenso a tutti o ad alcuni cookie, consulta la cookie policy.

  Accetto cookies da questo sito.
Cookie Information